Noticias | Gastronomía

Cómo hacer buñuelos de bacalao en pocos minutos

Aprende a preparar de forma fácil esta receta deliciosa típica de la Semana Santa española
21-03-2018 11:54
0 votos
Receta de buñuelos de bacalao fácil Getty Images

Receta de buñuelos de bacalao fácil Getty Images

Uno de los platos más típicos de Semana Santa, con permiso de las torrijas, son los buñuelos. Esta delicia de la gastronomía española puede ser dulce, añadiéndoles simplemente un poco de azúcar, o también se puede hacer con un relleno salado. Sea como sea, lo cierto es que los buñuelos gustan a casi todo el mundo.

En estos días de ayuno en el consumo de productos cárnicos, otros productos se convierten en los protagonistas. Uno de ellos es el bacalao, uno de los pescados más típicos de estos días gracias a su gran versatilidad.

Si estás buscando nuevas recetas para estos días, aquí te traemos unos deliciosos buñuelos de bacalao que podrás hacer en sólo unos minutos.

Ingredientes de los buñuelos de bacalao

Ingredientes para los buñuelos de bacalao:

-300 gramos de bacalao desalado
-Harina
-Huevo
-Levadura
-Cebolla
-Perejil
-Ajo
-Aceite de oliva
-Sal

Buñuelos de bacalao, paso a paso:

Para preparar unos ricos buñuelos de bacalao lo ideal es dejar el pescado a remojo toda la noche anterior. Antes de empezar a cocinar deberás escurrirlo y limpiarlo bien para poder desmenuzarlo sin problemas.

Comienza troceando la cebolla y el ajo. Mezcla los trozos en un bol junto con el huevo, dos cucharadas de harina, una pizca de levadura, el bacalao. Tritúralo con la batidora hasta que quede una masa compacta que no sea demasiado líquida. Prueba la pasta y si ves que lo necesita añádele una pizca de sal.

Pon al fuego una sartén con abundante aceite y cuando esté bien caliente empieza a freír la masa en bolitas más o menos homogéneas. Para crearlas puedes ayudarte de dos cucharas si es necesario.

buñuelos de bacalao

Cuando los buñuelos de bacalao estén bien dorados, retíralos del fuego y ponlos en un plato con papel de cocina para que absorba el exceso de grasa. Después sírvelos en una fuente para que tus invitados puedan deleitarse con ellos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook